Analisis.

Apoyanos con un clik1.

Di no a la pornografía. Un video impactador.



Get the Flash Player to see this player.

time2online Joomla Extensions: Simple Video Flash Player Module
No eres un accidente. PDF Imprimir E-mail
Usar puntuación: / 6
MaloBueno 
Reflexiones - Otros temas.

No eres un accidente.


Autor: Omar A. Jiménez Castro.
Fuente: www.mensajespanyvida.org

Tu nacimiento no fue un error o infortunio, tu vida no es una casualidad de la naturaleza. Tus padres no te planificaron; Dios lo hizo. A Él no lo sorprendió tu nacimiento. Es más, lo estaba esperando.

Mucho antes de que fueras concebido por tus papas, fuiste  diseñado en la mente de Dios. El pensó en ti primero. No es a causa del destino, ni de casualidad, ni de la suerte, ni tampoco es coincidencia que este mismo instante estés respirando.

¡Tienes vida por que Dios quiso crearte! La Biblia dice: <<El Señor cumplirá en mi su propósito>>.

Dios diseño cada característica de tu cuerpo. Eligió tu raza a propósito, el color de tu piel, tu cabello y cualquier otro destalle. Hizo tu cuerpo a la medida, tal como el lo quería.

En el mundo que vivimos siempre nos exigen personas exitosas en todos los ámbitos. Se ven de mal modo aquellas que la vida no los ha tratado como hubieran querido. No se cual es tu caso, si eres hijo de padres divorciados, o estas divorciado, o como en mi caso familia destruida completamente. O en algún ámbito de la vida personal todo salio bien mal.

Queremos en nuestro caminar que Dios venga y resuelva todo de inmediato, que pondra un final feliz a nuestra vida. 

Pero una de las cosas que más me cuesta comprender es que en pocos casos lo hace así. 

Si colocamos las cosas en sus manos que no salieron como hubiéramos querido y nos han herido el corazón Él sabrá darle un final feliz. 

Pero no nos desesperemos. Hay muchos que les pagan para que digan que nuestra vida esta terminada, es el fin. Para Dios no lo es, tu historia no ha llegado al final.

Dios siempre se aprovecha de todo lo que el mundo dice ya tiene su fin. Para Dios nada es inservible en el sistema de valores de Dios, hasta a las personas que la vida nos ha golpeado hace muchas maravillas. Para cumplir su propósito.

Si leemos la vida de San Pablo, llegamos a una parte donde le pide a Dios que le quite ese dolor que estaba sufriendo, a lo que respondió el Señor diciéndole: Mi GRACIA te basta para soportar el dolor.

 

Busca un tema de tu interes:

Encuesta

Te gusta el nuevo site